martes, enero 22, 2008

Destrucción y Construcción


En el barrio de Nueva Córdoba en la ciudad de Córdoba, la segunda más importante de Argentina, se comenta acerca de la demolición de un montón de casas más o menos antiguas, de esas de superfices grandes, de habitaciones amplias, de patios enormes, para hacer edificios. Esta foto es un ejemplo, en ese barrio, de una vieja casona demolida en el bulevar Illia, en donde se empezará a trabajar... ¿adivinamos para qué?

¿Hace falta realmente que se haga esto? ¿Existe verdaderamente un déficit habitacional
preocupante? ¿O es simplemente que tirar abajo una casa vieja y construir departamentos es un buen negocio? ¿No es un buen ejemplo a no imitar lo que ocurre en el Estado español, en donde el 40% de las viviendas están desocupadas y sus dueños están, simplemente, esperando el mejor momento para venderlas, mientras los alquileres, ante la escasez de oferta y el exceso de demanda, suben cada vez más? Lo pregunto como ciudadano no especialista en la cuestión.

En la ciudad de Necochea, en la costa atlántica, han ocurrido una serie de atropellos que comentaré próximamente, con foto, como siempre, en La Posta.

3 comentarios:

Soledad Burgos dijo...

para llegar a demoler historia, ellos primero demuelen sus cabezas..
Y te pasé a ver,,,,porque soy curiosa
Saludos
Soledad

Soledad Burgos dijo...

HEYY,,,"DOMOLEN#,,NO DEMUELEN,,PENSABA EN MUELAS,,,

Kim Basinger dijo...

Efectivamente, deja de tener interes algo que es historico, para ganar plata con apartamentos caros, para gente que no puede pagar, con unas hipotecas que te encadenan para toda la vida.